martes, 20 de julio de 2010

EL DÍA QUE ME VOLVÍ INVISIBLE

Llegan montones de correos, muchos de ellos con cadenas de oraciónes que prometen que si los reenviamos mínimo a 16, 24 o 32 personas recibiremos por ello fabulosos favores de Dios, los Ángeles o de algún gurú de la India, y que si por el contrario no lo hacemos, seremos castigados con horribles cosas que comenzarán a sucedernos en cualquier momento.

Otros correos nos dicen que enviémos dinero para salvar la vida de alguien, generalmente un niño, del que adjuntan una foto para conmover al destinatario y hacerlo sentir culpable y avaro por no enviar nunca nada a la cuenta bancaria que supuestamente pagará la cirujía salvadora.

Pero hay correos que al leerlos nos conmueven hasta el fondo del alma, que nos exprimen el corazón hasta hacenos derramar unas lágrimas de emoción o tristeza.

Este es el caso del texto de la escritora Silvia Castillejos Peral, nacida en Texcoco, estado de México en 1957, ella se inició como escritora con narraciones cortas y como guionista de radio y televisión. Estudió letras en la Universidad Autónoma Metropolitana de la Ciudad de México.

Actualmente alterna su escritura con su trabajo como profesora de literatura hispanoamericana en la Universidad Autónoma de Chapingo, México. Entre sus publicaciones se cuentan: La Internacional sonora Santanera (1987), Debe ser una broma (1989), El diario de Sili (1996), El día que me volví invisible (2002), y Malos amores (2002). Sin más introducciones les comparto su texto:


EL DÍA QUE ME VOLVÍ INVISIBLE


En esta casa no hay calendarios y en mi memoria los hechos están hechos una maraña. Me acuerdo de aquellos calendarios grandes, unos primores ilustrados con las imágenes de los santos que colgábamos al lado del tocador, ya no hay nada de eso, todas las cosas han ido desapareciendo, y yo también me fui borrando sin que nadie se diera cuenta.

Primero me cambiaron de alcoba, pues la familia creció, después me pasaron a otra más pequeña aún, acompañada de una de mis bisnietas. Ahora ocupo el cuarto de los trebejos, el que está en el patio de atrás.

Prometieron cambiarle el vidrio roto de la ventana, pero se les olvidó, y todas las noches por allí se cuela un airecito helado que aumenta mis dolores reumáticos.

Desde hace mucho tiempo tenía intenciones de escribir, pero me he pasado semanas buscando un lápiz, y cuando al fin lo encontraba, se me olvidaba dónde lo había puesto. A mis años las cosas se pierden fácilmente.

La otra tarde me di cuenta que mi voz también había desaparecido, porque cuando le hablo a mis nietos o a mis hijos no me contestan, todos hablan sin mirarme, como si yo no estuviera con ellos escuchando atenta lo que dicen. A veces he intervenido en la conversación, segura de que lo que voy a decirles no se le ha ocurrido a ninguno y les va a servir de mucho mis consejos.

Pero no me oyen, ni me miran, y tampoco me responden; entonces llena de tristeza, me retiro a mi cuarto antes de terminar de tomar la taza de café.

Lo hago así para que comprendan que estoy enojada, para que se den cuenta que me han ofendido, y vengan a buscarme y me pidan perdón, pero nadie viene a verme.

El otro día les dije que cuando me muriera entonces sí me iban a extrañar, y el nieto más pequeño me dijo: ¿Abuela es que estás viva? Les causó tanta gracia que no paraban de reír. Estuve tres días llorando en mi cuarto, hasta que una mañana entró uno de los muchachos a sacar unas llantas viejas y ni los buenos días me dio.

Fue entonces cuando me convencí de que soy una persona invisible: me paro en medio de la sala para ver si aunque sea estorbo, pero mi hija me mira y sigue barriendo sin tocarme, y los nietos pasan corriendo de un lado a otro sin tropezar conmigo.

Cuando mi yerno se enfermó, tuve la oportunidad de serle útil; le llevé un té especial que yo misma preparé; se lo puse en la mesita y me senté a esperar que se lo tomara, sólo que estaba viendo televisión y ni un parpadeo me indicó que se daba cuenta de mi presencia; el té se fue enfriando poco a poco, mi corazón también.

Un viernes se alborotaron los niños y me vinieron a decir que al día siguiente nos iríamos todos de día de campo, me puse muy contenta, ¡hacía tanto tiempo que no salía, y menos al campo! El sábado fui la primera en levantarme, quise arreglar las cosas con calma, los viejos nos tardamos mucho en hacer cualquier cosa, así que me tomé mi tiempo para no retrasarlos. Al rato entraban y salían de la casa corriendo y echaban bolsas y juguetes al carro.

Yo ya estaba lista y muy alegre me paré en el zaguán a esperarlos. Cuando arrancaron y el auto desapareció envuelto en el bullicio, comprendí que yo no estaba invitada; tal vez porque no cabía en el auto o porque mis pasos tan lentos impedirían que todos los demás corretearan a su gusto por el bosque.

Sentí cómo mi corazón se encogió, la barbilla me temblaba como cuando uno ya no aguanta las ganas de llorar. Vivo con mi familia y cada día me hago más vieja, pero cosa curiosa, ya no cumplo años, nadie me lo recuerda, todos están tan ocupados... yo los entiendo, ellos si hacen cosas importantes: ríen, gritan, sueñan, lloran, se abrazan, y se besan.

Yo ya no sé a qué saben los besos. Antes besuqueaba a los chiquitos, era un gusto enorme el que me daba tenerlos entre mis brazos como si fueran míos, sentía su piel tiernita y su respiración dulzona muy cerca de mí, la vida nueva se me metía como un soplo y hasta me daba por cantar canciones de cuna que nunca creí recordar; pero un día mi nieta Laura que acababa de tener un bebé, me dijo que no era bueno que los ancianos besaran a los niños por cuestión de salud; entonces ya no me les acerqué más, por temor a que les pasara algo a causa de mis imprudencias. ¡Ahora siento mucho miedo de contagiarlos!

Sin embargo, aunque los quiero mucho, voy a causarles un último contratiempo; mañana que es domingo, y no están tan atareados, se encontrarán con una sorpresa: ya tengo en mis manos el frasco de pastillas que me voy a tomar y no lo voy a soltar, con eso de que todo se me pierde, lo haré en la sala para que me encuentren pronto.

¡Dios Mío... que tengan dinero para mi ataúd y que no me guarden un mal recuerdo! Yo los bendigo a todos y los perdono, porque ¿qué culpa tienen los pobres de que yo me haya vuelto invisible?

Les dejaré éste papel para que tomen sus precauciones. Con tantas cosas que se inventan hoy, estoy segura que habrá algo que puedan comprar para que siempre sean vistos y escuchados; para que el día de mañana no tengan que morirse estando muertos desde antes... como yo.



Silvia Castillejos Peral.

lunes, 19 de julio de 2010

Transmitiendo en justin tv

COMO TENER TU PROPIO CANAL DE TV
Y NO MORIR EN EL INTENTO



El 9 de marzo de 2010 cumplí dos años de estar unido a justin.tv. Con un total desconocimiento técnico del manejo de un canal de televisión me aventuré a esta experiencia que se nos presentaba como un reto a superar.

Consultas en google fueron develando paso a paso detalles del funcionamiento del sistema, ensayos frustrados se repitieron muchas veces, al principio salía una imagen de video de pésima calidad y carente de audio, luego logramos emitir ambos pero con el audio desfasado, estaba a punto de tirar la tohalla cuando obtuve la primera emisión medio decente con video y audio sincronizados, pero aún faltaba calidad.

Estaba entonces trasmitiendo con el servicio que ofrece la misma página de Justin TV, pero luego descubrí que da mejores resultados el programa Adobe Flash media Encoder.

La verdad no tomé notas de este proceso, por lo que exactamente no se la fecha cuando pude emitir mis primeros programas con muy buena calidad de audio y video.

En el momento de escribir esta nota (la cual hago para no olvidarme de estos detalles al tiempo que compartirlos con quienes lean el blog) registramos 303 seguidores y 87.359 visitantes.

Esto me produce gran satisfacción, pues el fin primordial del canal es compartir ideas y programas seleccionados por este servidor con gentes de todos los rincones del mundo.

Estoy usando para emitir Adobe Flash Media Encoder 2.5 y haciendo enlace con StudioPro que sirve para agregar los videos que se van a emitir.



La configuración de adobe flash media encoder que mejor resultado me dió es:
De acuerdo a la capacidad de mi banda ancha

Preset medium Bandwidth 300 Kbs - VP6

VIDEO
Device: StudioPro
Format VP6
Bit rate 200 Kps
Size 320 x 240
fps 15.00

Las otras opciones de video las dejé sin activar

AUDIO
Device StudioPro audio 1
Format MP3 Mono
Sample Rate 22.050 Hz
Bit rate 48
Volume Mitad de recorrido o un poco más.
Preview Activadas todas
Panel options Output
Stream for flah media server: Activado
Save to file: Desactivado
Los otros parámetros de este sector se autoconfiguran




Ahora para que esto funcione hay que enlazarlo a Justin tv
Se debe inscribir como usuario y llenar el formulario, como si estuviera abriendo una cuenta de correo. Justin nos da un codec que debes abrir, copiar y luego pegar cuando abras el Flash media encoder en File-Open profile-pegas tu codec en la pantalla que sale y darle a la opción ABRIR, finalmente volver a File - Save profile. Estamos ya listos para emitir nuestra propia programación de televisión, yo paso videos de mi archivo, pero StudioPro también puede pasar directamente desde una cámara en tiempo real o desde captura de escritorio.


ESTE TUTOTIAL ESTÁ MUY BIEN VISÍTENLO
http://autorneto.com/tecnologia/internet/tutorial-como-transmitir-en-justintv/

Aclaro que esta configuración es la que mejor se ajustó a mi caso particular, dados la velocidad de banda ancha, procesador y memoria, pero creo que pueden funcionar en forma general en muchos casos.

Otra cosa que me demoré en descubrir es que no todos los videos de mi archivo tenían la misma cantidad de cuadros por minuto ni configuracón de audio, tuve que conseguir un programa que los convirtiera a todos iguales, ese programa es

Free Video Converter V2.0.0.0
Lo configuré asi:

VIDEO
Formato de salida AVI
Codec MS-Mpeg4-V2
Pixeles 220 x 240
Aspecto 4:3
FPS 15
Bibrate 200 Kbps

AUDIO
Incluir pista de audio: Activado
Codec MP3
Frecuencia 22050
Canal Mono
Bibrate 48

Luego en parámetros escoger el sitio donde guardar estos archivos ya convertidos
Ahora comience a agregar los videos que desea, admite AVI, WMP, MP4, es cuestión de experimentar. Los videos ya convertidos se podrán montar en StudioPro y saldrán muy bien y con audio sincronizado

Espero que les sea de utilidad.

Este es el resultado actual de horizontestv y su enlace, trasmito desde las 18:45 hasta las 24:00 hora Colombiana, 23 a 5 UTC http://es.justin.tv/horizontestv


video

Promo del canal elaborado con Movie Maker

QUE ES JUSTIN TV

Justin.tv es un interesante servicio web, desarrollado por los fundadores del site, kiko.com. Este website comenzó mostrando en tiempo real todo lo que veía uno de los fundadores de este proyecto, Justin Kan.


Kan utilizaba una cámara de vídeo incorporada sobre su gorra de baseball, para transmitir el vídeo y el audio de todo lo que sucedía a su alrededor 24 / 7.
La primera retransmisión de este interesante proyecto, fue realizada el 29 de marzo de 2007.

El proyecto fue comparado por los medios, con películas como; “EDtv”, “Como ser John Malkovich” o “El show de Truman”, y es que Kan trataba de retransmitir todo lo que sucedía en su vida diaria.


El contenido desarrollado por Justin Kan, popularizo el término lifecasting.
Justin.tv 24/7, hizo conocido a Justin Kan, quien fue entrevistado por Ann Curry en el Today Show, Tom Merritt en el primer episodio de CNET Live, Nightline o World News Tonight.
Este proyecto comenzó utilizando un ordenador basado en Linux, cuatro adaptadores de red USB EVDO que permitían la transmisión de vídeo a través de la red móvil, un codificador mpeg-4 y una batería de litio de 8 horas de autonomía. Más tarde se actualizaría el hardware y utilizaría una tarjeta EVDO, y un notebook Sony Vaio TX. Este sistema era capaz de transmitir 10 imágenes por segundo.

Ese mismo año, en 2007, el canal Justin.tv 24 / 7 de Kan dejó de transmitir, y daría comienzo la plataforma de vídeo vía streaming.
Actualmente Justin.tv es una plataforma de televisión vía streaming, que suele tener emitiendo en directo cerca de 1800 canales de TV. Esta plataforma es capaz de dar soporte a una gran cantidad de usuarios simultaneamente, ofreciendo el contenido de los canales en tiempo real.
Cada cuenta de usuario es una “cadena o canal”, y cada usuario está invitado a transmitir contenido generado por el mismo en directo desde su cámaras web. Justin.tv permite a cualquier usuario que disponga de cámara web, ordenador e Internet, poder tener su propio canal con solo registrarse en el sistema.

Otro servicio interesante de Justin.tv es el TVp2p. Mediante este sistema, usuarios de todo el mundo pueden retransmitir a través de canales del servicio, contenido como por ejemplo partidos de fútbol que en en sus países se emiten en abierto. Esto permite que este contenido sea accesible en directo desde cualquier país.
Justin.tv es capaz de ofrecer simultaneamente más de 177 Gbps de vídeo.
Aunque la primera emisión de Justin.tv fue en 2007, la compañía fue fundada en octubre de 2006.

A continuación algunas imágenes de la nueva oficina de Justin.tv en San Francisco:


Justin tv

36 Clyde Street
San Francisco, CA 94107
United States

Originalmente, el hardware de transmisión móvil consistía en un computador basado en Linux, cuatro adaptadores de red USB EVDO - cuyo estándar permite transmitir la data del video a través de la red de telefonía celular-, un codificador de video análogo a mpeg-4 producido comercialmente y una gran batería de Ion-Litio de ocho horas de duración.
Actualmente, la configuración utiliza una tarjeta de red EVDO y un computador portátil pequeño, Sony Vaio TX, transportado en una mochila. El video se transmite con una frecuencia de diez imágenes por segundo, utilizando el software comercial de on2,5 además de los servicios de telecomunicación de Sprint Nextel.


El computador es responsable de tomar los datos del video codificados desde la cámara y de enviarlos al principal sitio web. El sistema fue desarrollado por Kyle Vogt, otro de los fundadores de Justin TV. En un comienzo el computador presente en el sistema cargado en la mochila se recalentaba, resultando en la detención de la transmisión del video. Esto ha sido mitigado cambiando a un laptop de hardware estándar, con Windows XP como sistema operativo y el codificador de Adobe Media.
Entre las cámaras utilizadas se encuentran la Viosport y la cámara web Logitech Fusion.

Aunque Justin.tv indica que la transmisión es 24 horas al día por 7 días a la semana, el video deja de transmitir algunas veces en el día, principalmente por dificultades técnicas. Durante la noche Justin deja de usar la cámara y cambia a una cámara grabadora fija sobre un trípode.
Actualmente de Justin.tv ofrece varias cámaras en vivo, móviles y fijas, con diferentes personas, actividades.

Finalmente solo me resta agradecer a Justin Kan por proporcionarnos este medio tan interesante para difundir nuestra propia programación y acercar a tantas personas alrededor del mundo.

Igualmente agradezco a los 306 seguidores de mi canal por estar siempre pendientes de nuestra programación y tenernos entre sus canales favoritos, al igual que a los más de 89.000 televidentes que nos han apreciado con su sintonía.